De la Era de Piscis a la Era de Acuario (2) El ejemplo de Japón

18 04 2011
  • Hommme

Llevaba ya tiempo con ganas de escribir en el blog, (y por cierto, muchas gracias a tod@s los que lo visitais) algo sobre la transición de la Era de Piscis a la Era de Acuario según Yogi Bhajan. Y fue un e-mail que me envió Marta, gracias, en el que se tocaba este tema desde las catastrofes ocurridas en Japón y con apuntes astrológicos. Por eso escribí la entrada anterior como introducción al tema y en este segunda sobre el cambio de Era en el que nos hayamos inmersos, he querido republicar las interesantes reflexiones de la médica y cirujana colombiana Luz Ángela Carvajal Posada.

  • Luz Angela Carvajal Posada (Marzo 2011)

EL IMPERIO DEL SOL NACIENTE?

11 de Marzo: Entra Urano en Aries

Aries: Comienzos,  primavera, salida del sol después del invierno

Urano: planeta con órbita excéntrica, regente exotérico de Acuario, constelación con la que actualmente y por 2,500 años aproximadamente, están alineados el sol y la tierra. Se dice que es el planeta de la libertad y las transformaciones; su influencia  trae cambios,  relacionados con el movimiento de energías invisibles pero tangibles, como la electricidad, la radiación, los ciclos vitales.

Júpiter: Regente esotérico de Acuario, ya desde hace unos días señalando el camino en Aries, el de su naturaleza: la fusión, la solidaridad, la abundancia.

Acuario: Constelación relacionada con los procesos de agrupación, de hermandad, que trasciende los vínculos particulares, que nos permite llegar a reconocernos como UNA humanidad, fusionando dos grandes corrientes: la de la vida y la de la conciencia.

En Japón, al comienzo del final de la influencia de la alineación con la constelación de piscis, llamada era de piscis, el poder de la energía liberada al romper la integridad del átomo, fisión, principio de la bomba atómica, estaba marcando el comienzo del fin;  no el fin de la humanidad, sino el de la noche más oscura de la humanidad: el separatismo, la crueldad de parte de minorías ostentadoras de poder hacia el resto de la humanidad, la esclavización del hombre a la apariencia, a la comodidad, a las baratijas, a las ilusiones de conquista de poder externo.

Ahora, allí mismo, en el imperio del sol naciente, la energía de la fusión empieza a esparcirse invisible pero tangible en nuestra atmósfera y no solo la generada por el uranio aprisionado en los reactores; también la de los seres humanos. Ellos, como ninguna otra nación aprendieron la lección; ellos los primeros, moviéndose como uno solo por el bien de todos, aún a costas de su propia vida. Tal vez ese ‘imperio del sol naciente’ con su entrega total a la causa por el bien mayor (no por casualidades la cultura los kamikasas) sea simbólicamente el lugar, el motivo y la población humana donde se inicie en toda su plenitud la nueva era, la de las correctas relaciones,  la de acuario. La adversidad asumida con estoicismo hasta el sacrificio han suscitado la solidaridad y la reflexión de toda la humanidad, como en ningún otro momento de nuestra historia reciente y el reconocimiento, más allá de todo poder o diferencia cultural, como lo que somos, ni poderosos, ni pobres: HUMANIDAD.

Tal vez es hora de darnos cuenta de que el poder desarrollado perniciosamente, quiere decir egoístamente, es más señalador de riesgo de pobreza, que seguro de riqueza.

Si las imágenes de los ancianos, los niños, hombres y mujeres, si la historia de estos 180 hombres que dijeron SI a la más peligrosa hazaña de su vida, a más de uno nos movió el corazón hasta las lágrimas, que sepamos que más vale tener un motivo para morir dignamente, un motivo para vivir íntegramente, que sobrevivir harto de cosas, que morir hastiado de haber vivido.

Tarde o temprano hemos de aprender a poner las prioridades en orden y antes que cualquier otra consideración o cálculo empezar a cuidarnos unos a otros, a amarnos unos a otros, a hacer de nuestro planeta, de cada rincón, nuestro hogar, nuestra tierra prometida. ¿Qué más vamos a esperar para empezar?

Si es cierto que la energía sigue al pensamiento, no concibamos más desastre, no consintamos más ambiciones egoístas y empecemos a hacer uso de esa energía invisible, la más poderosa conocida para transformar la realidad: la del  hombre cuando piensa en su corazón, cuando movido por el sentimiento concibe un pensamiento, una imagen, un destino. Y empecemos ¡¡¡YA!!!  ¡¡¡TODOS!!!

Si no soy yo ¿quién?

Si no esa hora ¿Cuándo?

Si no es aquí ¿dónde?

Si no es amando ¿Cómo?

Si no es para ser libres de ser humanos ¿para qué?

No exijo otra libertad

No añoro otro poder,

No reclamo otro paraíso

No espero otro tiempo

No quiero mascaras, no quiero ser un convidado de piedra

Quiero ser ese que soy, un ser humano, un ser hermano.

                                                                          


 

Anuncios

Acciones

Information

One response

22 04 2011
MARTA

“…más vale tener un motivo para morir dignamente, un motivo para vivir íntegramente, que sobrevivir harto de cosas, que morir hastiado de haber vivido”

QUE BUENA ÉSTA FRASE, a ver si nos concienciamos todos algo con esta etapa y desaprendemos lo que equívocamente nos ha llevado a estos desastres, pienso que muchos estamos ya en camino y aunque no podamos hacer gran cosa a niveles que nos hacen creer son más importantes ( políticos, sociales…) no debemos desanimarnos pues a nivel individual aportar nuestro granito de arena ya es clave y es un avance y una semilla que va creciendo y extendiendo para el futuro.
Gracias a ti Manu por tener el blog, así más gente lee estas reflexiones.Hasta el Lunes!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: